Esta tienda utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios.

aceptar
Formulario de pedido rápido

¿Ya sabes los productos que quieres pedir?

Haga clic en el botón de abajo para acceder a nuestro formulario de pedido rápido y ahorrar tiempo.

COMPRAR AHORA

logo
¿Pensando en abrir tu propia clínica? Echa un ojo a esto

El mundo de la sanidad es amplio y existen infinidad de espacios de trabajo en el que todo aquel relacionado con el universo de la salud puede tener un hueco. Hoy en día existen una gran cantidad de lugares con los que a un clic podemos conocer su actividad. La fisioterapia, odontología, podología, psicología, dermatología y la estética son solo algunos ejemplos de lo que es ámbito privado nos ofrece; supliendo así un tiempo de espera en el área de la sanidad pública que en ocasiones no tenemos. En este artículo queremos lanzar un poco de luz sobre lo que supone abrir una clínica, algunos consejos generales, así como disposiciones que debemos tener en cuenta y que esperamos sean muy útiles en el caso de que estés pensando en dar ese paso en el futuro.

clinica privada odontologia dentista

¿Qué debes tener en cuenta a la hora de plantearte abrir tu clínica?

· Los trámites legales. Antes de dar el paso es importante tener claro qué necesitamos para cumplir con todo lo que a nivel local, comarcal y estatal se nos pide. Conocer los pasos, consecuencias y costos, así como resolver todas nuestras dudas son la base con la que podremos desarrollar nuestro proyecto sin problemas.

· Los datos demográficos de la población en la que te encuentras. Y es que sabemos de la importancia de entender a qué personas vamos a poder tratar o cómo enfocar nuestra empresa en función de las necesidades de la población. Edad, sexo, renta media, hábitos, etc. Todos estos datos no solo nos permiten ser capaces de conocer debidamente a las personas de nuestro alrededor sino también de poder ofrecer el servicio o los servicios más adecuados a los potenciales pacientes del centro.

· Estudio previo de la competencia. No hay nada como conocer lo que nos vamos a encontrar en el mercado para crear las estrategias que vamos a llevar a cabo para destacarnos por encima de la competencia. Conocer este dato nos arrojará un poco más de luz sobre aquello que podemos llevar a cabo, ajustarnos y ser más competitivos de cara a nuestros pacientes.

· El lugar donde vas a desarrollar tu trabajo. Una de las claves de que una clínica llegue a lo más alto es la visibilidad que esta tenga para los usuarios. Por eso es de vital importancia estudiar el lugar estratégico donde realizaremos nuestra actividad, ayudando y potenciando la visibilidad del nuevo negocio.

 clinica privada pediatria otorrinolaringologo

Algunos consejos a tener en cuenta.

· La deontología y la ética que se va a llevar dentro de tu clínica. No todas las clínicas son iguales y la forma de trabajar en ellas define lo que una clínica es. Además, los profesionales que allí trabajan deben tener clara la forma más eficiente de actuar antes algunas situaciones éticas y cómo comunicarlas de la manera más eficaz. En este aspecto, la ética se convierte en un detalle principal para marcar la diferencia, y es también un impulso positivo de cara al cliente final.

· Contar con profesionales adecuados. A veces dar un voto de confianza a alguien ajeno al tipo de clínica o negocio puede dar grandes beneficios, pero en el caso de la salud, es importante contar con personal cualificado que sepa responder y realizar su actividad de forma eficiente. No solo por el contacto directo con el paciente sino también en el tiempo que los especialistas invierten en otras tareas que quizás por la inexperiencia de un compañero no podrían invertir.

· El poder del formato online. Internet es una herramienta poderosa. Crea una página Web donde resulte más fácil a tus pacientes y futuros clientes encontrarte. Conoce a tu entorno a través de las rede sociales y da a conocer en detalle lo que puedes hacer por ellos creando una reputación dentro y fuera de la web, y usa tu correo electrónico para informar, asesorar, dar a conocer tus novedades. Además, puedes llevar a cabo diagnósticos web a través de herramientas como la videollamada. De ese modo, das un plus en tu servicio y ayuda a filtrar y coordinar tu agenda.